Trendy Style

¿QUIERES CUERPAZO? PUES PONTE A NADAR

Para los que no les gusta sudar la gota gorda para ponerse en forma, estáis de suerte. Nadar es considerada una de las actividades físicas más completas y donde más grasas se queman.  Esto se debe a que además de ser una actividad aeróbica, la resistencia que ejerce el agua al realizar el movimiento nos hará trabajar la fuerza. Pero es importante hacerlo con una determinada frecuencia, intensidad y duración. Lo sentimos, tirarse para mojar a las señoras que están en el bordillo, no es nadar, y no quemarás grasa.

¿Qué traje de baño debo llevar?

La respuesta la tienes tú. Si no te pondrías un marca paquetes ni aunque te convirtiese en el mismísimo Michael Phelps, no lo hagas, no es obligatorio para nadar bien. Pero sí que es cierto, que llevar un bañador adecuado te ayudará mucho a nadar más cómodo y, con menor, resistencia al agua. Si no te ves con un bóxer, puedes hacerte con un bañador de lycra Jammer por encima de la rodilla, o incluso, si eres de los afortunados, y puedes nadar en el mar, puedes hacerte con un bañador largo hasta los tobillos y parecer el más pro del lugar.   

¿Cómo puedo proteger mi pelo para que no  se seque?

El gorro de baño lo protegerá bastante pero no es suficiente. Los gorros de natación no son impermeables y el cloro atraviesa el tejido. Un truquillo es aplicar aceite de argán antes de entrar en el agua. El aceite creará una especie de película impermeable que impedirá que el cloro penetre tu cabello. Otra rutina, que te ayudará a que no se te reseque tanto, es remojarlo con agua fresca. Aunque no tan potente como el aceite, también tendrá un efecto impermeable sobre tu cabello. Si nadas al aire libre y sin gorro, te recomendamos que apliques una protección solar capilar contra los rayos UVA. Y por supuesto, llegada la hora de la ducha, aplica o bien una mascarilla durante unos 10 minutos o un acondicionador si vas con más prisa.

¿Cuánto tiempo debería estar nadando?

No vale hacer un largo y pararse a coger aire, hablar con el compañero de calle, volver a hacerse medio largo y así continuamente. Se recomienda realizar sesiones de media hora. Más los calentamientos previos y estiramientos posteriores. La sesión debería durar unos 45 minutos en total. 

 ¿Hay algún estilo más efectivo que otro?

El estilo más efectivo en términos de gasto calórico es mariposa. Pero entendemos que no es un estilo apto para todos. Probablemente, los estilos que más practiques sea braza y crol.  Empezarás a quemar grasa si el nivel de intensidad es medio-alto. Si te haces un largo cada 20 minutos, no funciona. Sea cuál sea el estilo que elijas es importante que depures tu técnica para evitar lesiones. La natación es uno de los deportes más completos pero hacerlo sin la técnica adecuada puede provocarte dolores indeseados.

Te damos algunos consejos para mejorar tu técnica:

  • Nadar en línea recta.
  • Mejorar la posición en el agua. Hay que intentar por todos los medios nadar lo más horizontal posible. Todas las partes de cuerpo que se alejen de esa horizontal, frenarán el movimiento.
  • Acostumbrarse a soltar el aire dentro del agua

 

¿Puedo nadar y hacer entrenamiento en el gimnasio en una sola sesión?

Las sesiones de natación se pueden combinar con entrenamiento de sala. Pero es importante que conozcas tus límites y no te sobrecargues. Si ya has dedicado 45 minutos a la sesión de nado todo dependerá si tienes la suficiente preparación física para realizarlo.

Artículos relacionados: En sus marcas, listos y ¡sin vello!